La Portada del Día: La “z” de El Zorro

Hay días en que la búsqueda de una portada que llame la atención por algún motivo se torna decepcionante. Y no por falta de oportunidades, sino por escasez de creatividad de los editores.

Hoy, por ejemplo, la mayoría de periódicos españoles ilustran sus cabeceras con fotos del encuentro de ayer en Berlín entre Angela Merkel y Mariano Rajoy; y muchos se centran en la caminata bajo un paraguas sobre una alfombra roja. Sin embargo, ninguno hace referencia a la lluvia en sus titulares. El mensaje de “la que está cayendo” subyace de manera críptica, subliminal si se quiere, pero a nadie se le ocurrió un título imaginativo al respecto. Y entonces cunde el desconsuelo.

Hasta que, por suerte, aparece la perla que salva el día. En este caso, le corresponde al Diario de Ávila, que ha decidido escribir como se lee, y enfatiza la postura del presidente del Gobierno diciendo que se trata de “una falsedaZ“. Sí, así, escrito con “z”, tal como se pronuncia en muchos rincones de Castilla. Pero evidentemente, no como se escribe según las normas de la Real Academia.

Ya de por sí resulta difícil creer a determinados políticos en estos tiempos. Lo único que faltaba es que sus explicaciones lleven, además, faltas de ortografía.

diario_avila.750

La Portada del Día: Menos lobos

Foto: Andoni Canela. Exposición La Mirada Salvaje.

Foto: Andoni Canela. Exposición La Mirada Salvaje.

Si hay un animal identificativo de la fauna peninsular es el lobo ibérico. Por su porte, por su estampa, por su mirada magnética y su relación de amor/odio con el ser humano, ha generado ríos de tinta. En prensa y en literatura. Y también campañas, a favor y en contra de su presencia en los campos de la meseta, que es su hábitat por excelencia.

Hoy, un lunes de los habituales, con mucho deporte y poca chicha, sorprende el Diario de Ávila, poniendo al lobo en la mira de su titular principal.

Y lo de “poner en la mira” no es una metáfora, sino que sirve para demostrar, una vez más por si hace falta, que la tan manida “objetividad periodística” no existe. Los editores abulenses brindan unos datos sobre los cuales en principio no hay porqué dudar. En ese sentido sería un título impecable, pero…

Cuando el tema en cuestión es controvertido y polémico, cuando existen desde hace años campañas de múltiples asociaciones que sostienen con datos igual de objetivos que el lobo no perjudica la economía de las zonas donde se encuentra, dar argumentos solo desde una acera transforma en opinión y toma de postura una noticia presuntamente neutra.

Ahí está la trampa. Para que caigan los lectores, no los lobos, por supuesto…

diario_avila.750